lunes, 6 de marzo de 2017

GELATINA DE FRESA

El pasado viernes Pedro nos sorprendió con una cosa. Se le ocurrió hacer gelatina de fresa y traerla al cole para que la tocásemos.


Olía muy bien, la verdad. Todos estábamos expectantes.


Le preguntamos si nos dejaba tocarla, y poco a poco fuimos metiendo nuestro dedito en la gelatina.





Mientras nosotros habíamos estado atentos tanto al olorcillo como a la textura, Nuria y Lucía habían puesto sobre la mesa un enorme papel blanco para...


...¡¡Pluffff!! Volcar la gelatina.


¡¡Anda, si parece un flan!! Dijimos.


Tras partir un trocito para cada uno comenzamos a toquitearlo, espachurrarlo, prensarlo, aplastarlo...





Incluso algún valiente se atrevió a probarlo.





La verdad es que nos dio un poquito de asquete tocarlo, así que nos lavamos las manos rápidamente porque con el azúcar se estaban quedando un poco pegajosas.

Y hasta aquí este experimento culinario pegajoso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada